Martes, 26 de Enero del 2021

Últimas noticias

XXXVIII CONGRESO ANUAL DE LA ASOCIACIÓN ESPAÑOLA PARA EL ESTUDIO DEL HÍGADO

La combinación de fármacos orales aún en desarrollo podría curar al 95% de los pacientes con hepatitis C

Carla Nieto. Madrid · 20 febrero 2013

Se estima que entre el 15 y el 20% de la población adulta padece hígado graso, aunque sólo el 2-3% evoluciona hacia formas graves de patología hepática.

La Asociación Española para el Estudio del Hígado (AEEH) está celebrando en Madrid su XXXVIII Congreso Anual en el que los más de 600 patólogos reunidos están analizando las principales novedades que se han producido en esta especialidad durante el último año.

Uno de los temas abordados es el hígado graso, “una enfermedad de reciente aparición que, sin embargo, todo apunta a que se va a convertir en la patología hepática distintiva de las próximas décadas, debido principalmente a su relación directa con el estilo de vida actual y con otros problemas como el síndrome metabólico. Se estima que entre el 15 y el 20% de la población adulta presenta hígado graso, aunque afortunadamente solo el 2-3% evoluciona hacia formas graves de patología hepática. Los pacientes con exceso de grasa en su hígado son típicamente obesos o con sobrepeso, de mediana edad, con hipertensión, con trastorno del metabolismo del azúcar (diabéticos) y dislipemias, y responden a un modelo de vida sedentario”, explicó el doctor Javier Crespo, jefe de Digestivo del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, de Santander.

En cuanto al tratamiento de esta patología, el doctor Crespo señaló que el principal objetivo pasa por determinar cuáles son los mecanismos que propician que la presencia de grasa en el hígado derive en algunos pacientes en una enfermedad hepática grave: molécula proinflamatorias, unos hábitos alimenticios inadecuados, la inmunidad… “Las pautas actuales de abordaje pasan por la modificación de los estilos de vida, las intervenciones sobre la obesidad, que han demostrado ser efectivas y los fármacos aún en investigación, ya que, hoy por hoy, no disponemos de terapias para actuar contra esta enfermedad”.

Otro de los temas que va a centrar las intervenciones de los especialistas en este congreso es la situación actual de los enfermos de hepatitis C, que, tal y como comentó el doctor José Luis Calleja, del servicio de Hepatología del Hospital Universitario Puerta de Hierro, de Madrid, “supone un problema de salud pública muy relevante, teniendo en cuenta que es la tercera causa de cirrosis y la principal causa del cáncer de hígado y del trasplante hepático”.

El doctor Calleja hizo especial hincapié en los excelentes resultados que se están obteniendo con los dos nuevos fármacos incorporados al tratamiento de la hepatitis C (boceprevir y telaprevir). “En esta reunión se van a presentar los datos de eficacia y seguridad procedentes del estudio de 200 pacientes españoles tratados con estas nuevas terapias y que ponen de manifiesto que con ellas se han conseguido incluso mejores resultados que en ensayos clínicos. Así mismo, vamos a comentar otros trabajos realizados sobre tratamiento triple y otras terapias de futuro”.

Respecto a los fármacos actualmente en investigación, el doctor Calleja señaló que se trata de medicamentos fundamentalmente orales, que van a permitir tratamientos más cortos, con menos efectos secundarios y aplicables a un mayor número de pacientes.
En este sentido, el presidente de la AEEH, el doctor Rafael Esteban, comentó que “una de las principales ventajas de los fármacos que están en investigación respecto a los ya existentes es que podrían ser útiles en todos los genotipos de la hepatitis C, lo que permitiría la curación de cerca del 95% de los pacientes. Está previsto que uno de estos fármacos, el sofosbuvir, sea aprobado por la Agencia Europea del Medicamento a lo largo de 2014”.

Las nuevas alternativas para aumentar el número de hígados disponibles también van a ser tema de debate en esta reunión. El doctor Xavier Forns, del servicio de Hepatología del Hospital Clinic de Barcelona, se refirió al aprovechamiento de hígados sanos, pero provenientes de pacientes infectados por el virus de la hepatitis C, para su trasplante en pacientes con cirrosis por virus C que han derivado en cirrosis a causa de esta enfermedad, aunque esta opción sólo representa un 2% de las donaciones hepáticas. “También, en algunos hospitales españoles, se ha empezado a aprovechar los hígados de personas fallecidas por parada cardiaca. De todas formas, todos los esfuerzos en este sentido están dirigidos a tratar adecuadamente los casos de hepatitis C para que, de esta forma, el número de pacientes que necesitan un trasplante descienda. Esa es la vía a seguir”.

Noticias relacionadas

14 Dec 2012 - Actualidad

Nuevo tratamiento post-trasplante de hígado para evitar la reinfección por el virus de la hepatitis B

Se trata de Zutectra, una preparación de inmunoglobulinas de aplicación subcutánea apta para la auto-administración en domicilio.

29 Nov 2012 - Actualidad

La AEEH denuncia trabas administrativas para acceder a los nuevos fármacos para la hepatitis C

El presidente de la Asociación para el Estudio del Hígado, el Dr. Rafael Esteban, recuerda que "está demostrado que estos medicamentos aumentan hasta en un 30% las tasas de curación".

30 Aug 2012 - Actualidad

Desarrollan un análisis de sangre que muestra los daños en el hígado del consumo de alcohol

El test combina una prueba hepática que los médicos ya utilizan de forma rutinaria con otros dos exámenes que miden el nivel de cicatrización del órgano, un trastorno llamado fibrosis hepática.

Copyright © 2021 Elsevier Este sitio web usa cookies. Para saber más acerca de nuestra política de cookies, visite esta página

Términos y condiciones   Politica de privacidad   Publicidad

Política de cookies
x
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?