Martes, 19 de Octubre del 2021

Últimas noticias

XIII ENCUENTRO NACIONAL DE SALUD Y MEDICINA DE LA MUJER

La hidratación debe ajustarse a las necesidades fisiológicas de cada edad y a las condiciones ambientales

JANO.es · 20 febrero 2013

La European Food Safety Authority (EFSA) cifra en dos litros diarios la ingesta adecuada para mujeres.

La hidratación debe ajustarse a las necesidades fisiológicas de cada edad, a las condiciones ambientales y la actividad física que se realice, según ha explicado la jefa asociada del Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Jiménez Díaz-Capio de Madrid, la doctora Pilar Riobó.

Así lo ha asegurado la especialista con motivo de la celebración desde este miércoles y hasta el próximo viernes en Madrid del XIII Encuentro Nacional de Salud y Medicina de la Mujer (SAMEM). En él, ha expuesto que es "una necesidad" que las personas mantengan una correcta hidratación y un estilo de vida activo.

Para Riobó, la hidratación, junto a la alimentación adecuada y a la actividad física adaptada a las capacidades de cada mujer, "hace que se equilibren las calorías que consumimos con el gasto energético que realizamos". En este sentido, expone que, para conservar la salud y el bienestar, "se debe mantener un equilibrio hídrico entre el volumen de líquido ingerido y el excretado".

Por ello, y porque "no existe un mecanismo eficiente de almacenamiento hídrico corporal", es importante realizar un aporte "constante" de líquidos para mantener los niveles estables. De hecho, la mayor parte del organismo es agua, "alrededor del 60 por ciento", explica.

Dos litros diarios

En cuanto a la ingesta de líquidos recomendada para la mujer, la European Food Safety Authority (EFSA) la cifra en dos litros diarios, cantidad que se debe aumentar en medio litro para el hombre. Sin embargo, los niños de entre 4 y 8 años deben beber 1,6 litros diarios, mientras que los niños y niñas que se encuentran entre los 9 y los 13 años deben ingerir 2,1 litros y 1,9 litros, respectivamente.

Por su parte, las embarazadas deben aumentar el nivel de líquidos que beben durante los meses de gestación, algo que deben hacer "en función al aumento del consumo de energía que realicen", sostiene Riobó. Mientras, las que se encuentren en periodo de lactancia deben beber hasta 2,7 litros.

Todo ello se debe a los cambios que tienen lugar en el organismo durante la gestación, entre los que se encuentran "el incremento del volumen plasmático o la formación del líquido amniótico", indica. Por ello, advierte del peligro de la deshidratación en estas mujeres, que "puede favorecer el retraso del crecimiento intrauterino".

Además, permite "evitar el estreñimiento, eliminar las toxinas del cuerpo, disminuir los riesgos de infecciones urinarias y lograr un correcto funcionamiento de todos los órganos de la madre", lo que favorece "la salud del descendiente", concluye la experta.

Noticias relacionadas

05 Feb 2013 - Actualidad

El trabajo, la actividad física y la temperatura influyen en las necesidades de líquido del organismo

Expertos de sociedades médico-científicas subrayan, en una sesión divulgativa organizada por la Real Academia Nacional de Medicina, la importancia de una correcta hidratación.

22 Jan 2013 - Actualidad

La deshidratación perjudica el rendimiento intelectual, según un estudio de la Universidad de Barcelona

Los expertos recomiendan consumir 2-2,5 litros de líquido al día.

01 Aug 2012 - Actualidad

Expertos señalan la importancia de la hidratación en verano para evitar calambres y golpes de calor

Recomiendan vigilar los síntomas en niños, personas mayores, embarazadas y pacientes crónicos, así como en aquellos que toman medicamentos que aumentan el riesgo de deshidratación.

Copyright © 2021 Elsevier Este sitio web usa cookies. Para saber más acerca de nuestra política de cookies, visite esta página

Términos y condiciones   Politica de privacidad   Publicidad

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?