Lunes, 04 de Julio del 2022

Últimas noticias

ONCOLOGÍA

Nuevos fármacos biológicos mejorarán los resultados en el tratamiento del cáncer

JANO.es. Chicago · 14 junio 2010

Amgen presentó en Chicago su prometedora cartera de agentes antitumorales en desarrollo clínico para diversos tipos de tumores

El panorama futuro del tratamiento del cáncer va a estar protagonizado por un nutrido número de nuevos agentes antitumurales, muchos de ellos obtenidos mediante biotecnología.
 
En la reunión anual de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO), celebrada en Chicago, la compañía biotecnológica Amgen ofreció nuevos datos de investigaciones realizadas con cerca de una decena de fármacos diseñados para tratar diversos tipos de tumores.
 
Entre ellos se encuentra el panitumumab, anticuerpo monoclonal anti-EGFR, que fue el primero de su clase que aprobó la FDA estadounidense para tratar el cáncer colorrectal metastásico en pacientes con el gen KRAS nativo (no mutado), que representan un 60% de los pacientes con este tipo de tumor. En Chicago se presentaron los resultados de nuevos estudios en que se evaluó la combinación de panitumumab con el régimen de quimioterapia FOLFOX4 en primera línea de tratamiento, así como la combinación de este fármaco con el esquema de quimioterapia FOLFIRI en segunda línea de tratamiento. La Dra. Pilar García Alfonso, jefa de la Unidad de Digestivo del Hospital General Universitario Gregorio Marañón, que ha participado en estos estudios, destaca que han proporcionado resultados positivos a favor de la adición de este anticuerpo monoclonal a la quimioterapia en términos de supervivencia libre de enfermedad.
 
Para esta especialista, “el panorama del tratamiento del cáncer colorrectal ha cambiado radicalmente en las últimas décadas, básicamente por tres motivos: la optimización de la quimioterapia, la aparición de los anticuerpos monoclonales y la cirugía de las metástasis, que permite incluso curar a algunos pacientes con enfermedad avanzada”.
 
Además del panitumumab, Amgen tiene en desarrollo clínico varios agentes antitumurales que están proporcionando resultados prometedores. Entre ellos se encuentra el AMG 386 que, tal como explica el Dr. Antonio González, jefe del Servicio de Oncología Médica del Centro de Oncología MD Anderson de Madrid, “es un agente antiangiogénico dirigido contra las angiopoyetinas 1 y 2, necesarias para la proliferación vascular de los tumores. Por lo tanto, funciona por una vía diferente a la de los antiagiogénicos habituales, que actúan sobre el factor de crecimiento endotelial y el receptor del factor de crecimiento endotelial”.
 
Este antitumoral se ha ensayado en fase II en pacientes con carcinoma de ovario recurrente que han fracasado en más de dos líneas de tratamiento previo y han recaído. Según David Chang, vicepresidente de Desarrollo Global de Oncología de Amgen, el 80% de las pacientes con cáncer de ovario avanzado experimenta recaídas y finalmente muere a causa de la enfermedad. En el ensayo se comparó un régimen de paclitaxel semanal frente a paclitaxel semanal en combinación con AMG 386 a distintas dosis. Los resultados muestran que el tiempo hasta la progresión de la enfermedad con la combinación que incluyó la dosis más elevada de AMG 386 fue de 7,2 meses. Con la combinación que incluía la dosis más baja de AMG 386, el tiempo hasta la progresión fue de 5,7 meses. Con paclitaxel más placebo fue de 4,6 meses. El estudio demuestra que “añadir este antiangiogénico en pacientes con recaída del cáncer de ovario –indica el Dr. González- prácticamente duplica el tiempo hasta la progresión de la enfermedad y sus síntomas”, lo cual justifica la ampliación del programa de investigación con este prometedor fármaco.
 
Otros agentes con buenas perspectivas de futuro son el conatumumab y el AMG 479, que se han ensayado en fase II, en combinación con gemcitabina o frente a gemcitabina sola, en pacientes con cáncer de páncreas. El AMG 479, anticuerpo monoclonal totalmente humano dirigido al receptor del factor de crecimiento insulínico tipo 1 (IGF-1R), ha demostrado ser capaz de aumentar, en combinación con gemcitabina, la supervivencia global a 6 meses, alcanzando una tasa del 57%, superior a la de 50% que consiguió la gemcitabina más placebo. Por su parte, el conatumumab –anticuerpo monoclonal que actúa sobre el dominio extracelular del ligando TRAIL (ligando inductor de apoptosis relacionado con el factor de crecimiento tumoral)- combinado con gemcitabina también mejoró la supervivencia global a 6 meses, alcanzando una tasa del 59%, según mostró la Dra. Hedy Lee Kindler, especialista en oncología gastrointestinal del Centro Médico de la Universidad de Chicago. El AMG 479 se evaluará ahora en ensayos de fase III en cáncer de páncreas metastásico.
Copyright © 2022 Elsevier Este sitio web usa cookies. Para saber más acerca de nuestra política de cookies, visite esta página

Términos y condiciones   Politica de privacidad   Publicidad

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?